Para que Deichmann pueda garantizar la calidad que promete a sus clientes, nuestros expertos acuerdan los procesos de fabricación estrechamente con los proveedores. Institutos externos de verificación, como TÜV, supervisan el cumplimiento de los estándares de calidad y medio ambiente aplicados por Deichmann, los cuales se hallan muy por encima de los requisitos legales.

Sólo estamos satisfechos cuando nuestros clientes también lo están.

Lo importante es que al final de todos nuestros esfuerzos, nuestros clientes estén satisfechos con el producto. Por ello garantizamos un cambio sencillo y justo tras la compra en caso de que se produzca alguna objeción. Es decir: le devolvemos el precio de compra – en toda España.